Imprimir

SOLIDARIDAD DE LOS PUEBLOS DEL MUNDO

CON EL HERMANO PUEBLO BRASILEÑO

 

Contrariamente a lo que pensaría y quisiera la mafia que es la FIFA y todos sus  corruptos cómplices tanto los empresarios del negocio de la enajenación y el embrutecimiento futbolero, como los políticos apátridas del gobierno de Dilma Rousseff,  el digno y valiente Pueblo Brasileño, se ha levantado en contra del principal instrumento de dominación intelectual  que los poderosos del mundo hayan jamás construido contra los Pueblos del mundo entero.

 

A estas alturas del verdadero partido que es la lucha de los opresores que son los ricos de cada país y el imperialismo yankee  contra los miles de millones de explotados del mundo, ocurre algo que ni en sus mas terribles pesadilla  hubieran imaginado los tiranos, pues pensaban que además de ganar multimillonarias sumas de dinero, embrutecerían sin problemas de ningún tipo a la humanidad entera, es decir seguirían ganando todos los partidos y sin ningún problema, pues el balón es suyo, igual que la cancha, el arbitro, las reglas, la televisión, las camisetas, los jugadores, los gobiernos y todos los utensilios que les permiten su dominio y explotación. 

Pero se equivocaron rotundamente, pues el Pueblo Brasileño al levantarse contra esta bestial arma de adormecimiento y manipulación de millones de seres humanos, para defender sus mas elementales derechos, pues con toda justeza esta luchando por  el respeto a su dignidad humana, por mas y mejores empleos,  vivienda digna,  educación y servicios de salud gratuita de cobertura nacional, por el respeto a la dignidad de la mujer para que deje de ser vendida como objeto sexual por las agencias “turísticas”, por el respeto a los Pueblos originarios, en suma por que se invierta  el dinero del brasil en los brasileños y no en los grandes traficantes de nuestras necesidades y derechos.

 

En ese sentido el digno y valeroso Pueblo de Brasil al levantar la bandera de la dignidad por sus derechos, la esta levantando por todos los Pueblos del mundo, a los que nos tenían preparada la mas atroz emboscada de la enajenación, la mentira y la manipulación con falsos nacionalismos, pues esos futbolistas lo menos que representan son la rica identidad cultural de nuestros pueblos, ellos son los gladiadores, los esclavos, los sirvientes, los empleados y payasos del mas vil y despreciable sistema de enajenación del imperio y las explotadoras y nefastas oligarquías, que todo lo van depredando con tal de colmar sus insaciables apetitos de poder y de dinero.

 

Pero en ese marco el gobierno de Dilma Rousseff, asumiendo una postura absolutamente servil a los mercaderes de las trasnacionales, está cometiendo las más brutales violaciones a los derechos humanos del Pueblo Brasileño, con detenciones arbitrarias, obstruyendo la libertad de expresión y de tránsito, así como un sin número de detenidos, así como el descomunal uso de la violencia de los cuerpos represivos.

 

En consecuencia con su lucha las mujeres y hombres del pueblo - la humanidad toda, también levantamos la bandera de la solidaridad con nuestros dignos y valerosos Hermanos y Hermanas del Pueblo Brasileño y desde cada una de las trincheras en las que luchamos por la defensa de nuestros mas elementales derechos les decimos:  adelante Compañeras y Compañeros que el color de su alegría, de su esencia cultural y humana, sus danzas, su música y su espiritualidad siga iluminando su lucha, que es la nuestra, adelante Hermanas y Hermanos que al defenderse ustedes de las fieras oligárquicas y del criminal imperio nos defienden a la humanidad toda.

 

Aquí es que se levanta nuevamente la voz de los sin voz, la de San Romero de América que le dice al gobierno brasileño: “En nombre de Dios y de este sufrido Pueblo, cuyos lamentos suben hacia Dios cada día más tumultuosos, les ruego, les suplico, les ruego, les ordeno, en nombre de Dios cese la represión”

 

Vaya pues un enorme abrazo pleno de solidaridad con su causa que es la nuestra, pues lo que verdaderamente se esta mundializando es la esperanza  por la JUSTICIA y lo están haciendo Ustedes, al levantarse contra los dueños del poder y del dinero.

 

¡Que viva la solidaridad de los Pueblos del Mundo!

¡Que viva la lucha del Pueblo Brasileño!

¡mundial NO JUSTICIA SI!

 

Servicio Internacional Cristiano de Solidaridad con América Latina Monseñor Romero – México

 

 

 

 

Firmar como Organizaciones y/o como personas poniendo el País

Categoría: Construcción de Comunidades y Territorios en Lucha
Visto: 2753